Los niños necesitan modelos a seguir, no críticos.

Los niños necesitan modelos a seguir, no críticos.

7
0
Compartir

Nuestra tarea es guiar a una vida responsable y madura a los hijos, y para lograr este objetivo se requiere atención y tiempo

crecimiento espiritual

No es fácil hablar de este tema, pero gracias a Dios que la biblia nos aporta lo que necesitamos saber al respecto.

Es difícil ¿por qué?: porque si no sabemos disciplinar entonces se puede caer en el maltrato infantil o en la sobre protección, pero de igual manera le harás daño a tu hijo(s) y podrás perderlo.

Nuestra tarea es guiar a una vida responsable y madura a los hijos, y para lograr este objetivo se requiere atención y tiempo.

—  La disciplina, es la enseñanza o entrenamiento que lleva al niño a una vida recta, integra consigo mismo y con los demás.

—  El significado de la disciplina procede del mismo término que discípulo, alguien que aprende de un líder y lo sigue voluntariamente. Así la disciplina es el modo que tiene la sociedad, para enseñarle al niño, la conducta moral aprobada por el grupo.

¿PARA QUE SIRVE SOCIALMENTE LA DISCIPLINA?

—  La disciplina les brinda a los niños un sentimiento de seguridad, al indicarles lo que pueden o no hacer.

—  Ayudan a los hijos a evitar sentimientos frecuentes de culpabilidad y vergüenza por su mala conducta.

—  Aprenden a comportarse de un modo que conduzcan manifestación de amor y aceptación.

—  Tiene una función más profunda de lo que logramos percibir, se entiende como una forma aperciba de actuar en el hijo, para que deje de hacer lo malo, pero como dijimos anteriormente la disciplina es AMOR.

LOS CASTIGOS

—  CASTIGO: procede del verbo latino PUNIRE, y significa imponer una pena a una persona por una falta, pero recuerde lo que hemos hablado, hay una diferencia entre disciplinar y maltratar.

—  A un niño no se le pega con cualquier objeto (chanclas, zapatos, correas con hebillas…) o de cualquier manera (pellizcos, cachetadas, puños, empujones…) pues es un hijo de Dios, que él ha puesto en nuestras manos para pastorear y llevar por el buen camino.

OTRAS FORMAS DE DISCIPLINAR

—  DANDO UN BUEN EJEMPLO: 1ª Timoteo 4:12

Los valores no se enseñan; se aprenden a través del ejemplo. Los hijos necesitan modelos a seguir, no críticos.

¿CÓMO DAMOS UN BUEN EJEMPLO?

Haciendo de Cristo una realidad en nuestras vidas 2ª Timoteo 1:5.

Haga lo que quieren que ellos hagan Filipenses 4:9; 1ª Corintios 11:1

Deberíamos ser como Cristo en pensamiento, palabra y obra. Esto hará que nuestros hijos crezcan y nos imiten y así ellos también serán como Cristo.

Ejerza autoridad. Romanos 13:1-2

Leider Delgado Mestra.

Pastor IPUC